Los expertos revelan por qué nos gustan las nalgadas en la intimidad

Experto revela por qué disfrutamos esta forma de recibir o dar placer en la intimidad

  • REDACCIÓN
  • 22 de Julio de 2019
  • 18:45 hrs.
Los expertos revelan por qué nos gustan las nalgadas en la intimidad
Las palmadas en los glúteos o nalgadas son una de las fantasías preferidas de las mujeres (FOTO TOMADA DE LA WEB)

Muchas personas suelen disfrutar de las “nalgadas” en la intimidad, pero te has preguntado el por qué.

De acuerdo a Soy Carmín, vienen dos pensamientos a nuestra menta cuando escuchamos la palabra “nalgada”, una pensar cuando nuestros papás nos llamaban la atención o dos, pensar en ese momento íntimo con nuestra pareja donde ese acto nos brinda placer.

En la adultez y en pareja, la nalgada se convierte en una especie de recompensa erótica, así lo explicó Tyomi Morgan, guía sexual.

También detalló que las nalgadas son una especie de impacto consensual donde se usan las manos o herramientas para golpear el trasero, los muslos, los senos u otras partes carnosas del cuerpo.

Quizá lo has probado, quizá no, pero aquí los puntos principales sobre este tipo de acción y lo que implica a la hora del sexo

¿POR QUÉ NOS EXCITAR UNA NALGADA?

Tyomi Morgan señala que recibir una nalgada puede provocar que nuestro cerebro libere hormonas de la felicidad en lugar de hacernos sentir dolor.

La dopamina, adrenalina oxitocina y endorfinas que se liberan, transforman la sensación en placer, incluso el sonido puede aumentar nuestro nivel de excitación.

¿CÓMO PEDIRLE A TU PAREJA UNA NALGADA DURANTE EL SEXO?

Hay muchas maneras, entre ellas mamdar un mensaje de texto con un gif del acto y preguntarle a tu pareja su opinión, hasta ser directa y pedirlo es válido.

El punto es que tu pareja y tú puedan dialogar sobre esta y cualquier otra curiosidad sexual que se les ocurra, pues entre más se comunica una pareja de forma general, mayor fortaleza hay en su relación.

Darle una muestra como la animación o el video puede ser bastante explícito y ahorrar la pena de hablarlo, recordemos que para algunos, las nalgadas equivalen a abuso, entonces explicarle a tu pareja que esta vez en con contexto erótico, puede hacer que tu pareja cambie de opinión y lo considere como algo excitante.

¿CÓMO SE DAN ESTE TIPO DE NALGADAS?

Antes de iniciar, tu pareja y tú deberán determinar una palabra segura que indique cuándo deben detenerse, algo sencillo que recuerden con facilidad y que no lo olviden. Con este punto aclarado, podrán pasar a las manos, ya que la palma es más carnosa, es la parte que crea el mejor impacto y genera el sonido que ya conocemos.

En el caso de los dedos, estos son más como un piquete y puede usarse en diferentes regiones del trasero. Es importante que antes de dar una nalgada consideres el tamaño de tu mano. Las nalgadas deben empezar suavemente e intensificarse según las indicaciones de quien las reciba.

Frotar la región del impacto después de algunas nalgadas es una buena forma de aumentar el placer en la zona y evitar que aparezcan marcas, debemos permanecer pendientes y atentos del cambio de color en la piel a causa de la sangre que se acumula en el punto del impacto.

¿DÓNDE SE DA LA NALGADA?

Morgan asegura que nuestro trasero cuenta con cuatro zonas en las que podemos brindar este impacto, la parte superior cercana a la espalda, los costados junto a las caderas, la parte inferior y la parte central que es la más blanda.

Morgan recomienda dar las nalgadas desde abajo porque manda vibraciones a los genitales que provocan más estimulación y lubricación.

¿Y SI A TU PAREJA NO LE AGRADAN LAS NALGADAS?

No necesariamente otra persona debe ser quien las de, puedes incorporar las nalgadas a tu forma de masturbación, simplemente preocúpate por contar con una posición que te brinde acceso al trasero. Con una mano puedes estimular tus genitales y con la otra darte las nalgadas que desees.

Es importante recalcar que no es de ley que a todos les agrade dar y recibir nalgadas, pero lo importante es saber que no tienen nada de malo si es el caso. Mientras tu pareja y tú disfruten su sexualidad sin lastimarse, todo es válido.

auc